Marca C' ALIAL. Productos hortofrutícolas

25/09/2019

  • Dirección General de Innovación y Promoción Agroalimentaria
  • Calidad y seguridad alimentaria
  • Medio rural, agricultura y ganadería

Alimentos hortofrutícolas de la marca de calidad diferenciada del Gobierno de Aragón

Aceite de oliva virgen

El olivo ha sido un cultivo tradicional de Aragón desde la Antigüedad y sigue siendo una de los principales fuentes económicas agrarias en distintas zonas que abarcan desde el norte de la provincia de Teruel hasta las estribaciones del Pirineo en Huesca.

La variedad más característica de Aragón es la Empeltre, que además de garantizar una cosecha más constante que otras variedades se distingue por el excelente aceite que proporciona. También está extendida la variedad Alberquina.

La calidad del aceite aragonés es reconocida desde antaño, por lo que el Reglamento de utilización del sello Calidad Alimentaria para el Aceite de Oliva Virgen Extra fija específicamente que las técnicas empleadas en todas las fases de la elaboración deben mantener los caracteres tradicionales de los aceites de la zona de producción. Sin embargo, no todos los aceites pueden venderse con esta Marca de Calidad.

Calidad Alimentaria sólo protege al Aceite Virgen Extra, puro zumo de aceitunas que conserva todo el color, sabor y aroma del fruto. Este aceite sólo puede elaborarse con olivas sanas recolectadas directamente del árbol, nunca caídas al suelo, y debe cumplir diversos parámetros técnicos, superiores a los de la legislación vigente para este tipo de aceite.

El resultado es un aceite de color amarillo, de pajizo a verdoso, con sabor afrutado, aromático y ligeramente amargo; ideal tanto para su uso en crudo como para toda clase de frituras.

ORDEN de 24 de noviembre de 2010, del Consejero de Agricultura y Alimentación, por la que se aprueba el Reglamento técnico para la utilización de la marca «C´alial» en el «aceite de oliva virgen extra». 

Arroz

El arroz fue introducido en Aragón por los árabes y aunque durante mucho tiempo fue un cultivo marginal, en los últimos cincuenta años, los nuevos regadíos de Huesca y Zaragoza han convertido a Aragón en la tercera productora de arroz de España, muy por delante de zonas tradicionales como Valencia.

Se trata además de un producto de gran calidad, ya que se cultiva en tierras nuevas, que no están agotadas tras tiempos de monocultivo, y con aguas limpias provenientes de los Pirineos, sin filtraciones ni contaminaciones. El arroz cultivado en Aragón es del tipo Japónica, de grano redondeado y pequeño y de textura perlada, que los expertos alaban porque asume con facilidad los sabores del caldo de cocción y mejora las condiciones del guiso.

La marca Calidad Alimentaria protege la mejor selección de estas cosechas, arroz de las categorías Extra y 1 que cumpla determinados parámetros técnicos (grado de humedad máximo, producción por hectárea).

El arroz comercializado con el sello de Calidad Alimentaria se ha cultivado además mediante métodos de producción integrada, dando prioridad a los métodos naturales de control de enfermedades y malas hierbas. Así se asegura que se conjuga la calidad del producto con la protección del medio ambiente.

- Orden de 18 de noviembre de 2014, del Consejero de Agricultura, Ganadería y Medio Ambiente, por la que se aprueba el Reglamento técnico para la utilización de la marca “C ́alial” para el “Arroz”. (BOA nº 247, 18 diciembre 2014)

Azafrán de Aragón

Definición:
La especia azafrán está compuesta por los estigmas desecados de las flores de la planta Crocus sativus, Linneo, filamentos flexibles, resistentes, de color y aroma característicos.

Producción:
La producción de Azafrán se realizará exclusivamente con bulbos de Crocus sativus L. de masa superior a 6 gramos (o diámetro superior a 2,25 cm), en buen estado sanitario, o sea sin picaduras, podredumbres o coloraciones violáceas. Los bulbos de menor masa se engrosarán, en parcelas aparte y enterrados a mayor profundidad, para poder ser utilizados en campañas posteriores.

Zonas de Producción:
De acuerdo con lo dispuesto en el Decreto 151/1998, de la Diputación General de Aragón, por el que se crea la Marca de Calidad «Calidad Alimentaria», podrá ostentar dicha marca la especia Azafrán de la última campaña producido de forma tradicional, principalmente, en las comarcas agrícolas de Hoya de Teruel, Serranía de Albarracín, Maestrazgo, Serranía de Montalbán, Campo Bello y Muniesa de la provincia de Teruel que cumplan las condiciones establecidas en el Reglamento (Orden de 16 de junio de 2003).
Podrán acogerse a dicha marca, azafranes producidos en otras comarcas agrícolas de Aragón que cumplan las condiciones establecidas en el mencionado Reglamento.

ORDEN de 16 de junio de 2003, del Departamento de Agricultura, por la que se aprueba el Reglamento Técnico para la utilización de la marca «Calidad Alimentaria» para el «Azafrán de Aragón». (BOA 04-07-2003)

Borraja

La borraja fue durante la Edad Media una de las verduras más apreciadas, tanto por sus cualidades gastronómicas como medicinales, y se consideraba que comerla alegraba el corazón. A diferencia de otros lugares, este aprecio se ha mantenido en Aragón, donde la borraja ha sido uno de los cultivos de huerta típicos en cualquier pueblo, base de recetas tradicionales como los crespillos, y uno de los ingredientes más apreciados por los cocineros aragoneses.

En la actualidad, también fuera de Aragón se están descubriendo las posibilidades de la borraja, desde su preparación más sencilla y clásica -cocida con patatas y aliñada con aceite de oliva- hasta en nuevas recetas como con salsa de almejas, en menestra o como guarnición de carnes y pescados..

Esta doble faceta de producto tradicional y apto para las preparaciones culinarias más exigentes está garantizada en el producto amparado por el sello Calidad Alimentaria, con el que sólo se puede comercializar la borraja cultivada con más esmero y de óptima calidad..

El reglamento de la borraja vigila así los sistemas de cultivo, el riego o los tratamientos fitosanitarios y exige que la recolección se efectúe en el momento idóneo, cuando la planta presenta yema floral compacta e indefinida, sin haber iniciado la elongación del pedúnculo de las flores. Luego, se seleccionan las matas para admitir sólo las plantas limpias, sin ningún daño en el peciolo y que cumplan parámetros técnicos como la longitud o humedad.

Para su venta al público, la borraja se presenta siempre envasada, tanto en bandeja (ya con los peciolos cortados y limpios, lista para guisar), como en matas enteras.

ORDEN de 14 de abril de 2000, del Departamento de Agricultura, por la que se aprueba el Reglamento Técnico para la utilización de la marca "Calidad Alimentaria" en la borraja. (BOA 8-05-2000)

Cebolla Dulce de Fuentes

La cebolla Dulce de Fuentes, también llamada Blanca y Gruesa de Fuentes, toma su nombre de la localidad zaragozana de Fuentes de Ebro, centro del cultivo tradicional de esta variedad. Se caracteriza por su forma de globo, el color blanco paja de su piel y porque las capas interiores son blancas y tiernas. Ha sido siempre una de las preferidas de los consumidores y los cocineros, ya que además de su calidad y sabor tiene otras virtudes como que no hace llorar al cortarla.

Gran parte de la calidad de la cebolla de Fuentes se debe precisamente a las peculiaridades de la huerta del Ebro, donde el suelo es rico y fértil, pero el clima ventoso y extremado. Estas condiciones provocan un crecimiento lento de las plantas, por lo que las hortalizas no alcanzan gran tamaño; pero a cambio permiten que concentren todo el sabor. Estas características han dado prestigio desde antiguo a la cebolla de Fuentes; pero las que se comercializan con el sello Calidad Alimentaria, destacan porque los controles establecidos garantizan siempre el mejor producto.

Gran parte de estos controles se encaminan al cuidado en la manipulación, ya que la cebolla de Fuentes es muy delicada. Por eso, la carga, el transporte y el almacenado de las cebollas se realizan siempre en cajas para evitar golpes. Igualmente, la venta al público se debe realizar en cajas o bandejas; nunca en sacos o a granel. Además, las cebollas de Fuentes amparadas por el sello de calidad se seleccionan individualmente por su tamaño y aspecto y deben cumplir otras normas como no ser tratadas con productos químicos para evitar que les nazcan brotes.

El resultado es una cebolla de excelentes cualidades culinarias, ya sea acompañando a cualquier guiso o como elemento principal, ya que en Aragón es la protagonista de varios platos. Servirla en ensalada con olivas negras, asada al horno, o cortada en rodajas y rebozada a la romana son tres formas sencillas de disfrutar de todo el sabor y calidad de la cebolla de Fuentes.

ORDEN de 13 de agosto de 1997, del Departamento de Agricultura y Medio Ambiente, por la que se aprueba el Reglamento Técnico para la utilización de la marca "Aragón, Calidad Alimentaria" en la Cebolla Dulce de Fuentes. (BOA 03-09-1997)

Fruta protegida con tratamientos integrados

La Fruta Protegida con Tratamientos Integrados es aquella que se cultiva con técnicas que no agreden al medioambiente, a la vez que garantizan el buen estado sanitario de los árboles. Por ejemplo, la lucha contra enfermedades y parásitos se realiza con técnicas como los de atracción sexual, las trampas alimenticias o el embolsado de los frutos; sólo en los casos en que algún parásito supere los niveles de tolerancia se permiten los pesticidas químicos.

Este tipo de producción tiene normas comunes en toda la Unión Europea y un símbolo propio, una mariquita, que identifica a las frutas que han sido cultivadas siguiéndolas. Sin embargo, el Departamento de Agricultura de la Diputación General de Aragón optó por reforzar estos controles e incorporar la Fruta Protegida con Tratamientos Integrados a los productos de Calidad Alimentaria.

Así, para garantizar la calidad de la producción, esta fruta debe producirse dentro de un ATRIA (Agrupación para Tratamientos Integrados en Agricultura); pero el reglamento sobre el uso en frutas de la marca de calidad dicta además controles especiales sobre los que ya aplican todas las Atrias frutícolas. Así, el artículo 4 dispone que se realizarán en los campos controles semanales de presencia de parásitos.

Otros capítulos del Reglamento de uso del sello de Calidad Alimentaria fijan las condiciones de transporte y comercialización, para garantizar tanto el cuidado en la manipulación, como que se realice de forma independiente de otros tipos de frutas. Por último, se dispone que sólo podrán llevar el sello de calidad las frutas que según las normas de calidad fijadas por la Unión Europea para cada tipo y variedad estén calificadas como de categoría extra o primera.

ORDEN de 13 de agosto de 1997, del Departamento de Agricultura y Medio Ambiente, por la que se aprueba el Reglamento Técnico de utilización de la marca "Aragón Calidad Alimentaria" en la Fruta Protegida con Tratamientos Integrados. (BOA. 03-09-1997)

Oliva de Caspe

Definición:
Se denomina «Oliva de Caspe» a los frutos de «Olea europaea sativa» de la variedad conocida toponímicamente como «Caspolina» producida mayoritariamente en la comarca de Caspe. Se caracteriza por su forma ovalada, asimétrica y de gran tamaño, epicarpio rugoso y numerosas lenticelas, pulpa consistente, y de fácil desprendimiento del hueso por machacado.

Presentación:

  • Estas olivas se comercializan como oliva verde en salmuera con ajo, hinojo u otras hierbas aromáticas.
  • Se presenta machacada.

Características:

  • Las olivas amparadas por la marca «Calidad Alimentaria» serán de la categoría Extra o Primera según la Reglamentación Técnico-Sanitaria vigente, quedando excluidas las categorías inferiores.
  • Las olivas se calibrarán según el número de frutos que entran en un kilogramo. En el caso de la «Oliva de Caspe» el rango de calibres aceptados será superior a 201/230, no aceptándose calibres inferiores.

ORDEN de 16 de junio de 2003, del Departamento de Agricultura, por la que se aprueba el Reglamento Técnico para la utilización de la marca “Calidad Alimentaria” para la “Oliva de Caspe”. (BOA 04-07-2003)

Fruta en Conserva

DEFINICIÓN DEL PRODUCTO. Fruta en almíbar, mermelada y confituras de fruta.

INGREDIENTES: Fruta fresca de categoría extra y primera y azúcar.
Aditivos. Únicamente en las mermeladas y confituras se permite el uso de peptinas, quedando expresamente prohibido el empleo de conservantes y colorantes artificiales, antioxidantes derivados del ácido sulfuroso y sinérgicos de antioxidantes.

CARACTERÍSTICAS ANALÍTICAS. Contenido de fruta por kg mínimo: 450 g en la confitura y 500 g en la mermelada. Contenido de azúcar º Brix: mínimo 60 en la confitura y entre 40 y 60 en la mermelada.

ORDEN de 30 de septiembre de 1994, del Departamento de Agricultura, Ganadería y Montes, por la que se aprueba el reglamento de utilización de la marca Aragón Calidad Alimentaria para conservas de frutas. (BOA 28-10-1994)

Was this content useful?